Search
lunes 19 noviembre 2018
  • :
  • :

Quién es Jair Bolsonario el nuevo presidente del Brasil

El nuevo presidente de Brasil por el Partido Social Liberal (PSL), Jair Messias Bolsonaro, es un viejo conocido de la política que se ha convertido en la esperanza de millones de brasileños para cambiar el país.

Oriundo del municipio brasileño de Glicério, nacido el 21 de marzo de 1955, el militar en la reserva inició su carrera política en 1988, cuando fue elegido como concejal en Río de Janeiro por el Partido Demócrata Cristiano (PDC).

Desde entonces ha tenido una ascendente carrera política, al ser elegido durante siete mandatos seguidos como diputado federal en un sinfín de partidos; el actual, el PSL, al que se afilió en enero pasado, es la novena formación política a la que pertenece.

Con un discurso de tinte popular y de extrema derecha, Bolsonaro se ha convertido en la esperanza de millones de ciudadanos que ven en él la solución para los problemas de inseguridad que hay en Brasil, aunque también es el temor de sus detractores, que lo consideran una amenaza para la democracia.

En 2014 fue el candidato para diputado federal más votado en Río de Janeiro, con más de 460.000 votos. El año pasado, fue considerado por el instituto de análisis “FBP Pesquisa” como el parlamentario brasileño más influyente en las redes sociales.

Sus polémicas declaraciones le han rendido una treintena de pedidos de pérdida de mandato y tres condenas judiciales, aunque ello no ha impedido que ahora sea, según sondeos, el máximo favorito para suceder a Michel Temer en la Presidencia de Brasil.

Férreo defensor de la dictadura militar que mandó en Brasil entre 1964 y 1985, Bolsonaro ha sido criticado por sus posturas racistas, homófobicas, misógenas, antiindios y antiinmigración.

Parte del rechazo que tiene, alrededor del 45 por ciento en sondeos (el más alto entre todos los candidatos), se vio reflejado en el ataque que sufrió el pasado 6 de septiembre durante un acto de campaña, cuando fue apuñalado en el abdomen por un hombre.

Bolsonaro tuvo que ser operado varias veces y pasó más de tres semanas en el hospital, por lo que se perdió de la mayor parte de la campaña electoral, que hizo con videos y mensajes en las redes sociales desde cama.

Defensor de la moralidad, de la familia tradicional y de Dios, su discurso de combate a la corrupción y a la delincuencia ha cuajado entre parte del electorado brasileño.

Según varios estudios, la base electoral de Bolsonaro son hombres de entre 16 y 34 años, y es favorito entre los evangélicos y los sectores más ricos y escolarizados.

Sus simpatizantes suelen destacar de él su autenticidad, su honestidad y la humildad ante la falsedad y las malas prácticas de la vieja política brasileña, a pesar de sus frases incendiarias.

En 2016, cuando expuso su voto en el Congreso a favor de la destitución de la entonces presidenta Dilma Rousseff, lo hizo “en memoria del coronel Carlos Alberto Brilhante Ustra”, al que considera un “referente y héroe” pese a ser uno de los represores más temidos de la dictadura brasileña, acusado de 60 desapariciones y más de 500 casos de tortura.

Sus principales propuestas son en seguridad, donde quiere permitir que la población tenga acceso a las armas para “defenderse”, reducir la mayoría penal de los 18 a los 16 años, acabar con la progresión de las condenas y las salidas temporales de los presos.

En materia económica defiende la privatización de las empresas públicas, reducir los impuestos y controlar el déficit fiscal y la inflación, mientras que en educación quiere aumentar el número de escuelas militares y ganar en “disciplina” en las aulas.

Bolsonaro tiene cinco hijos, tres de los cuales ya son legisladores: Eduardo, diputado federal; Flávio, diputado estatal en Río de Janeiro y candidato a senador en estos comicios, y Carlos, concejal en el municipio de Río de Janeiro.

 

Agencia Xinhua




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Powered by Live Score & Live Score App